Andando el camino con una paleta de colores en la mano...

Se produjo un error en este gadget.

martes, 16 de noviembre de 2010

A veces necesitamos ayuda extra

En estos tiempos de tanta prisa, a veces no nos damos el tiempo para atendernos a nosotros mismos, y sobre todo los sanadores debemos estar totalmente centrados para poder tener la claridad, la energía y la fortaleza para ayudar a otros.
Mi disciplina diaria incluía la meditación de 30 min. mínimo. Pero ahora desde que empezó el frío aqui en Albuquerque me cuesta trabajo levantarme a las 6 am. porque está tan helada mi casa. Así que me ha costado llevar a cabo mis mantenimiento enérgético y espiritual cotidiano. Me estaba costando también el físico, ya que por las prisas tuve una racha de estar comiendo fuera de la casa o de comprar cosas muy fáciles para cocinar, lo cual implicaba carne y demás cosas no tan buenas.
Asi que en días pasados decidí empezar mi proceso de limpieza y depuración obligatoria de fin de año. Empecé con el consumo en ayunas de una taza de té de neem, un vaso de agua con linaza entera remojada la noche anterior (esto tomado por un mes es un excelente limpiador intestinal y regulador de sus funciones). Y empecé a tomarme el tiempo de cocinar, sobre todo vegetales, comida sana, fresca, viva.
Me quedan todavía el ejercicio, ahora que tengo lista mi bicicleta voy a intentar salir, aunque tenga que desafiar el frío congelante de la mañana y de la tarde.

Tomar mucha agua. Aqui he encontrado un té magnifico que es de Tulsi, un tipo de albahaca, combinado con pétalos de rosa, este té me ayuda a subir mi frecuencia de vibración inmediatamente, respaldando mis procesos de sanación, ya que la rosa es la flor que vibra con la frecuencia más alta en el reino vegetal, mientras que el tulsi acelera los procesos de limpieza energéticos. Por lo cual combinados son maravillosos, les dejo la liga por si quieren conocerlo.


El que yo tomo es el de Sweet Rose Tulsi tea, también me gusta el de jazmín, pero el de rosa es mi preferido.
En la tarde estoy tomando agua con chía, que además de ser supernutritiva ayuda a la limpieza energética (tip dado por mi maestra Ana Silvia Serrano)

Y finalmente acudí a visitar a mi amiga Veiga O'Sickey que trabaja con un poderoso sistema que combina colores con cristales, esta terapia me ha permitido consentirme un poco, dado que como sanadora el trabajo de crecimiento personal y de sanación es continuo, siempre es relajante darnos la oportunidad de que alguien más trabaje con nosotros, de esa manera, nosotros ya conocemos lo que nos toca trabajar, nuestros puntos débiles y la otra sanadora puede facilitar el proceso.
Bueno, pues eso me ha pasado con Veiga, es fenomenal este sistema, esta semana ella trabajó con el color naranja para fortalecer la aceptación de la felicidad en mi vida, y sorprendida tuve una nueva experiencia corporal, mi cuerpo estaba feliz, no era una sensación espiritual, ni mental, ni nada parecido, era solo mi cuerpo rebozando felicidad. Me encantó esta terapia, que aunada a mi trabajo cotidiano con cristales, obsidiana, plantas, etc. Me está iluminando nuevos aspectos.
Es una super experiencia, esta es la liga de mi amiga Veiga:



Y bueno, desde mi felicidad un abrazo, y una invitación a iniciar un proceso de liberación y de limpieza profunda en su vida, tanto en lo físico como en lo espiritual, el otoño es tiempo de dejar ir, de recoger la cosecha, soltar lo muerto, lo sin vida, sólo vean los árboles a su alrededor. Es el inicio de ir hacia dentro de uno mismo, proceso que culmina en el invierno.
Los dejo con una foto de un lindo arcoiris, tomado en una cascada en los Tuxtlas, así es como siento que la luz me ilumina...

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Que nos toca ahora? Correr sin parar en impecabilidad


Andando sin parar, ni siquiera para respirar, para comer, para abrazar y mucho menos para descansar. Asi andamos muchos en estas semanas.

Dias pasados me sorprendi a mi misma pidiendo 5 minutos, solo cinco minutos para descansar, ya que iba de una cosa a otra, de un evento a otro, de una ceremonia a otra, estaba en una especie de torbellino.

Platicando con amigos y amigas parece que la experiencia ha sido compartida por varios y yo diria que va a nivel global.

Este fin de año pinta así, rapidez, ráfaga, velocidad.

Por ello me he preguntado que puede servirme para estar arraigada y no volar con el tornado. Lo primero para mi ha sido empezar un programa de fortalecimiento de mi cuerpo fisico, comida saludable, ejercicio, meditación. Pero como todo va tan rapido he decidido cada dia al anochecer y al amanecer tener mis metas claras en mente y en espiritu. Tambien la impecabilidad es super importante en estos tiempos, ya que no tenemos tanto tiempo para sentarnos a meditar una o dos horas (como a mi me gusta) necesitamos claridad en lo que queremos, ser impecables en todas nuestras acciones dia a dia, con el objetivo claro, que para mi es continuar mi sacbé, mi camino blanco, mi camino en la luz.

Y claro para continuar debemos liberarnos de cualquier carga pesada, extra, que nos siga atando al pasado, a personas, asuntos no resueltos que debemos liberar y sanar. Para mí ha sido muy claro esto último, en varias ceremonias en las que he estado y las energias que he sentido en las pasadas lunas llenas y nuevas, todo me dirige hacia liberar, perdonar (a mi primero, claro), soltar, para seguir con ligereza y firmeza. Y cada cosa que hagamos estará dirigido a nuestra gran meta, que es el aprendizaje y la evolución de nuestra alma.

Eso es lo que ha funcionado para mi, y sobre todo hacer caso a mi intuición, a mis sentimientos, estos han sido la brújula que me ha dado dirección. Lo que me ha permitido estar en mi centro.

Honrar mi proceso implica honrar el proceso de todos mis hermanos y hermanas.

Y otro aprendizaje fuerte y lindo a la vez, la gratitud, agradecer por todo lo que llega a nuestra vida, por las personas que nos han permitido aprender, por la belleza del cielo, de las nubes, de las flores, por la sonrisa de nuestros niños. Por la bondad y el cariño, por el cuerpo que siente, que percibe, que baila, que siente.

Para mi estos son mis salvavidas ahora, liberar, impecabilidad y agradecimiento, con ellos podremos soltarnos y brincar al precipicio de la vida.


Un abrazo

lunes, 25 de octubre de 2010

Habla Coatlicue...

Te quiero explorar,
quisiera adentrarme en ti, en la luz que percibo cuando te abrazo;
quiero entrar en tus misterios en tus vuelos de búho y de águila,
en tus andanzas de jaguar.

En tus vuelos nocturnos, en tu poder.

Quisiera poder tocar, entender, ver tus entrañas innacesibles.
Eres colibrí que juega, eres el niño que vuela y se escapa de mis garras monstruosas de mis apegos, de mis dominios.

Quiero explorar, quiero tocar, quiero oler, quiero probarte, inhalarte, saborearte, asirte, pero vuelas sin rozar siquiera mi corola en flor, entonces me convierto en voraz mantis religiosa de aquellas que devoran colibríes, en serpiente hambrienta, que engulle.

Mírame, percíbeme!

Me arremolino en mis deseos,
me revuelco en mi lujuria, que no te alcanza o que no adivinas.

Hiervo en mis deseos de fuego y tu tan terrenal, tan terrestre!

Yo rompo, soy las olas que revientan en los arrecifes...
Soy el viento que golpea, que revuelve, que revuelca.

Soy volcán que explota, cuya lava y fumarolas rozan apenas tu azul celestial.

Soy fuego que quema pero que no enciende la tierra que te forma.

Soy humo que danza pero que no conmueve tus ramas.

Soy... y me voy.

sábado, 23 de octubre de 2010

Fluir

Hola
Hoy quiero compartir unas frases que me encantaron dichas por Lolita Vargas, Malinalticitl, acerca del fluir, que justo ahora estoy aprendiendo y dejar ir lo que no nos corresponde, dejar apegos, dejar miedos, fluir con la corriente de la vida, con el flujo del Universo para seguir nuestro camino que ha sido trazado por nosotros mismos, solo que a veces se nos olvida:

"Fluyamos
Como el agua clara y transparente en el rio de la vida.
Busquemos el camino de la unidad en la diversidad.
Que el amor y la buena voluntad prevalezcan.
La paz, el respeto, la tolerancia, para mi son el camino correcto, el adecuado fluir.
Aspirando que sea una realidad, el arte de vivir en armonia, el obrar como Tolteca."

Todos somos uno, pero es tan facil olvidarlo, tan facil es meternos en el entramado caotico que este mundo nos quiere hacer ver,
Todo es una ilusion!

Esto me toca repetirmelo varias veces, voy a pintarlo en una pared en mi casa, para no tomar tan en serio y tan a pecho cosas, actos, palabras...

Llamo al viento, para que me ayude a limpiar y borrar las huellas de las cicatrices, llamo a mis hermanas plantas para que me ayuden a sanar y curar las heridas, llamo a mi abuelo fuego para que me ayude a quemar y transmutar lo que ya no necesito.
Llamo a mi madre agua, para que me ayude a purificar y limpiar.
Me llamo a mi misma, para recordar quien soy y para que estoy aqui.
Mi llamo y me busco, me encuentro de donde estaba perdida.

YO SOY Y AQUI ESTOY
Y SEGUIRE...

lunes, 31 de mayo de 2010

Los volcanes, la mujeres y la sangre

La Tierra nuestra Madrecita, Tonantzin está pasando por cambios tremendos y movimientos. Muchas veces he tenido la imagen de que uno de estos días va a moverse tanto para sacudirse a varios de nosotros, sobre todo a aquellos que la han estado maltratando tanto.
Ultimamente he estado sintiendo mucho de esta energía que tanto se mueve, muchas veces me despierto mareada, con nauseas, muchas emociones.
Pero lo más nuevo ha sido mis explosiones, sobre todo furia. Me he sentido muchas veces como volcán a punto de hacer erupción, y otros días como volcana explotando a todo lo que da.
Y curiosamente estas erupciones personales han coincidido o han ocurrido un día antes con erupciones volcánicas, ya sea las de los volcanes en Islandia, Guatemala, Hawaii, etc.
Es una maravilla la conexión que estoy experimentando ahora con las formas elementales de vida de nuestro planeta, con el fuego, el agua, la tierra, el viento, los minerales, etc.
Me encanta, aunque claro esto ha implicado que yo debo hacer mucho más trabajo personal para liberar emociones tan fuertes y estar centrada, para ello me ha sido muy útil el uso de Urantia, la esfera de obsidiana, que he estado utilizando diario por la cantidad de cosas que quiero liberar, tanto mías como de la Madre Tierra.
El viernes pasado, un día antes de mi menstruación tuve otra vez intensas explosiones de furia, por asuntos personales, pero eran tan fuertes, sentía mucho enojo, no sólo mío sino puedo decirles que sentía la furia de todas mis ancestras, y curiosamente también hubo una explosión de cenizas en Guatemala.
Y también he observado que cuando está cerca mi menstruación las percepciones energéticas son mucho mayores. Les comparto mi experiencia de mi ciclo pasado el 5 de mayo de 2010:
"Inicio de mi menstruación. Hoy estoy como volcán en erupción constante, explotando a la menor provocación con todos, de hecho desde el sábado pasado (1 de mayo) ¿Será que cuando las mujeres estamos menstruando somos tan sensitivas, como las brujas-sacerdotisas, a la energía de la Diosa, de nuestra Madre Tierra y por eso al haber sido ella tan maltratada lo que sentimos es rabia y explosiones?, ¿Será que en eso consiste el SPM (síndrome premenstrual)?
Se trata de una conexión con las energías sagradas, pero al estar vibrando tan densamente nuestro entorno y sintiendo toda la violencia hacia nosotras, ¿es eso lo que reflejamos y sentimos días antes de la menstruación? ¿Y qué pasa durante el sangrado?, desde mi sentir yo digo que nos conectamos con las memorias ancestrales más antiguas, profundas, sagradas, oscuras: el valor de la sangre y su significado, su naturaleza. Es la oportunidad de abrirnos a la comunicación con otros planos para acceder al conocimiento ancestral. Cuando una mujer está menstruando, está sanándose, está sanando a la Tierra, está limpiando memorias patriarcales. Tiene una conexión directa con el mundo divino y con la Madre Tierra. Una mujer menstruando tiene acceso a todo y puede saber cualquier cosa, lo que sea, TODO. Sus niveles de percepción aumentan, sus sentidos se aprestan a vivenciar todo al máximo, su cuerpo es su vehículo para contactar al Universo y a todos los seres sintientes. La sangre abre memorias corporales y genéticas, de libertad, de sanación, siempre y cuando la mujer sea consiente de ello y la adore y se abra a vivir su menstruación como lo que es SAGRADA. Es el vínculo con las memorias femeninas colectivas, es la conexión con el lado femenino del Cosmos, es la pasión, es la flor roja de la vida, la pasión de la vida. Los cristales con información genética perdida y accesible a todas. Es refugio, es el retorno a nuestro claustro sagrado. Es vida eterna. Es bondad, es la flor que cultivamos para contribuir a la armonía del Universo."

Y para finalizar los dejo con una preciosa y enigmática imagen del volcán Popocatepetl, que fue tomada hace unos minutos, se pueden observar rombos de color azul arriba de él y otras luces. ¿Cuál es su opinión?
Cómo ya había dicho antes, el Popocatepetl para mí es como un enorme sahumerio que está ayudando a limpiar y trasmutar la energía densa del centro de México...


viernes, 22 de enero de 2010

WOW, WOW, WOW, el renacer...

Por fin de regreso!
Yuju!!!
Vaya que ha sido una larga hibernación, un largo momento en el tiempo, una recreación y recomposición de mí misma y de mi entorno.
Pero por fin puedo sentir mis alas, antes rotas, nuevamente crecidas, fortalecidas, ampliadas, reconstruídas más grandes, más fuertes y poderosas para elevarme aun cuando puedo estar rodeada de densidad.
Cuento un poco la historia.
En julio pasado después de mi visita a México, regresé herida y sangrante, literalmente, ya que una hemorragia vaginal me decía que algo andaba raro, el pronóstico médico: "molar pregnancy-embarazo molar", se trata de un tipo de "embarazo" en el cual el material genético no llega completo, es precisamente la parte materna la que falta (mmhh, algo que pensar). Total que tuve que pasar por una cirugía que si me rompió, no sólo la intervención quirúrgica, sino todo, TODO, el proceso, el hospital, los médicos, otra lengua para intentar comprender, mi pérdida de la idea de otro bebé en mi vida, mi relación de pareja, un sentimiento de abandono, depresión, dolor, consternación, confusión, etc., etc., etc.
Mi cuerpo sano rápido pero no así mi espíritu y mi alma.
Tuve que parar trabajo, y la economía empezó a desbalancearse lo cual trajo un poco de presión a mi vida.
Y bueno, me enfrentó muy fuerte con mis creencias, mis conocimientos, mi rechazo al sistema institucional de la medicina alópata, ya que sabía que la sanación estaba en mis manos y en nadie más. Pero porque mis niveles de hormonas no se regularizaron por varios meses me enfrenté al dilema de ir cada semana a pruebas de sangre e incluso ser canalizada a un oncólogo.
Yo sabía por dentro que tenía que sanar (mi deseo de ser madre, y al mismo tiempo el rechazo a una responsabilidad tan grande, mi relación con mi madre, con mi pareja, con mi hijo, conmigo misma, y en esta ultima parte mi gran rechazo a ser mujer casi desde que tengo uso de memoria en esta vida y en otras), yo lo sabía como dije, pero a pesar de tener esta información, todavía no tenía idea de que tan profundo era el hoyo, por decirlo de algun modo) y que tan oscuro y desconocido.
Paso por un proceso muy fuerte de encuentro y enfrentamiento conmigo misma y con mis miedos, mediante el temazcal, baños de hierbas, meditación, uso de cristales y sobre todo de obsidiana, logre acercarme, tocar mi miedo que era más bien pánico y todo ello, o al menos gran parte, venía de mi nacimiento, de mi miedo a nacer con mi familia, y fue tan grande, puedo decir, fue tocar ese tipo de miedo que te paraliza, con el que sientes que si te acercas vas a morir, el miedo hacia la muerte y hacia la vida, cuando estes en el umbral y no te decides porque todo te paraliza. Y lo toqué, morí un ratito, y revivi, pasé el umbral y lo sané. Fue tan fuerte la experiencia que dos días antes en mi prueba se sangre tenia 300 unidades de la hormona del embarazo y dos días después de mi intenso proceso de sanación la hormona bajo a 6 unidades.
Fue que pude comprobar o recomprobar, porque ya lo había hecho antes, que todo (la salud o la enfermedad) está en las emociones que debemos confrontar, son como profundos ritos de paso.
Y así sentí este segundo semestre del 2009 como un continuo rito de paso que incluyo sangre, miedos, enajenación y separación del mundo cotidiano, para redefinirse y regresar para integrarse con un nuevo rol y mayor fortaleza.
Tuve que aprender a protegerme mucho, mi cuerpo aurico, porque los ataques de otros niveles y frecuencias estaban al dos por uno. Y esto era porque mi cuerpo estaba débil. Pero aprendí, conocí, experimenté, mejoré técnicas y conocimientos, pero sobre todo, sobre todo me di cuenta que tenía que limpiarme de todos, TODOS, mis miedos porque eran fugas energéticas que atraían y dejaban pasar todo tipo de cosas, desde entidades del mundo astral, hasta pensamientos paranoicos, etc., etc., etc.
Este proceso digamos que tuvo su culminación este pasado diciembre cuando asistí a un maravilloso y mágico viaje chamánico a la Riviera Maya en compañía de la obsidiana, lidereado por Ana Silvia Serrano y en compañia de 18 mujeres todas usuarias, terapeutas o maestras del uso terapeútico de la obsidiana.
Ahí me contacté conmigo misma, me reconstruí y empecé a tejer mis alas nuevamente. Tuve muchas buenas señales y comunicación con mis guías personales.
Pero esta es otra historia... Voy a tomarme el tiempo y el espacio para escribir ampliamente de este viaje.
Por ahora estoy aqui de nuevo, viva, fuerte, poderosa, con alas nuevas, con cabello nuevo (lo pinte de azul y rojo, algo que quería hacer hace tiempo) con cuerpo nuevo, que vibra con la vida.
También en agradecimiento a todo lo recibido y lo que está por venir fui a hacer una ofrenda al Cihuatepetl, ubicado en la sierra de Puebla, es un lugar mágico de iniciación para sanadores, ahí fue donde empecé y fui iniciado formalemente como sanadora hace algunos años.
Sali ya de mi capullo como una mariposa libre, que vive, que siente, que ama, que sana y que vuela a donde el universo la lleve.
Un abrazo desde mi nevado ambiente